• Dom. Jul 14th, 2024

Cuba, ejemplo de solidaridad en la lucha contra el COVID-19

porPrensa Presidencial

May 27, 2022

La Habana, Cuba.- El SARS-CoV-2 sentó un precedente en el sistema de salud mundial, al tiempo que demostró como el capitalismo voraz incidió negativamente en la capacidad de respuesta sanitaria de los llamados países “primer mundistas”, cuyos gobiernos optaron por darle la espalda a sus pueblos con medidas de privatización.

En una política que antepone la vida humana sobre los intereses mercantilistas, Cuba brindó su mano amiga; su solidaridad es la principal característica que destaca el presidente de la República, Nicolás Maduro, del pueblo y gobierno de Cuba. Al respecto, en reiteradas ocasiones, agradeció no solo el respaldo desinteresado a Venezuela, sino a las naciones de África, Asia y Europa que veían superadas su capacidad de atención y control de la pandemia.

“Reconocemos la solidaridad de los países hermanos que han defendido la vida y la salud por encima de los intereses económicos”, destacó el jefe de Estado en un mensaje a través de su cuenta de Twitter, de fecha 11 de marzo de 2022.

Durante el primer año de pandemia, en una época en la que el bloqueo económico supuso dificultades para la adquisición de medicinas e insumos, alrededor de 20 mil médicos, especialistas en desarrollo biotecnológico y seis brigadas del Contingente Henry Reeve se desplegaron en el territorio nacional para brindar atención médica primaria.

En unión con médicos venezolanos, también sumaron esfuerzos para cortar las cadenas de contagio de la COVID-19. En este sentido, los guerreros de batas blancas de la Mayor de las Antillas brindaron asesoría a especialistas locales sobre protocolos epidemiológicos.

Asimismo, el personal médico contribuyó en la creación de “condiciones en caso de que la pandemia continuara desarrollándose o la situación se tornará difícil” en Centros de Diagnóstico Integral (CDI) y Salas de Rehabilitación Integral (SRI), agregó el embajador de Cuba en Venezuela, Dagoberto Rodríguez, en entrevista a Prensa Presidencial en enero de 2021.

“Cuba y Venezuela han podido enfrentar esta terrible pandemia con fortaleza y la fortaleza fundamental es la esencia de nuestros sistemas políticos, económicos y sociales donde la vida del ser humano es lo primero”, afirmó Rodríguez.

La cooperación sanitaria también incluyó el envío de vacunas Soberana 2, Abdala y Soberana Plus, que forman parte del esquema de vacunación contra la COVID-19.

Los aportes a la humanidad del humilde y valiente pueblo de Cuba son fundamentales para la preservación de la vida y la salud. Su vocación de servicio hoy es reconocida por los pueblos del mundo que abrazan la vida.

Prensa Presidencial / Eduardo Hueck